lunes, 7 de enero de 2013

Trapo

Ok. Para comenzar me gustaría definir, con la ayuda de un diccionario, la palabra "trapo":

"Pedazo de tela viejo y roto."

En esencia, un pedazo de tela inservible. En Puerto Rico usamos esa palabra para describir, además, algo insignificante. Sin valor. Y, con ese contexto de la palabra, quiero desarrollar este escrito.

Ayer, en una de las actividades del Gobierno con motivo del Día de Reyes en el municipio de Caguas, se entregaron regalos a los niños presentes. Una dama, a preguntas de una reportera, expresó más o menos que había hecho el viaje a Caguas por una "trapo 'e bola." (pelota, balón).


Ok.

Repasemos los datos: los regalos de Reyes de tus hijos (la última vez que verifiqué) son TU responsabilidad. Si el Gobierno decide todos los años repartir regalos el 6 de enero, uno hace la fila tranquilito y SE CALLA LA MALDITA BOCA. Si no te gusta el REGALO (énfasis en "gratis"), haces lo que hace todo el mundo: trabajas, ahorras, y compras el regalo que te salga del forro. Sencillo, no es física nuclear.

Expresiones como esa yo se las dejo pasar a un niño o una niña. A esa edad, no conocemos el valor del dinero ni el trabajo que da ganárselo. Pero una persona adulta que quién sabe si tiene empleo o hace el mínimo esfuerzo para conseguirlo y vive del Gobierno que tanto critica: esa no tiene excusas. Y hago la aclaración: yo he solicitado y recibido ayudas del Gobierno en momentos de necesidad. Eso no es pecado. Lo que me molesta es que "no das un tajo" ni en defensa propia, vienes a hacer una fila de horas con tu hijo enfermo (según tú no puede caminar mucho) y, al recibir tu regalo, sales con la pachotá de que es una trapo de bola.

Esta es mi opinión, y la expreso con todo el respeto posible. Si eres del mismo pensamiento de la dama de la que le hablo en esta entrada, déjame decirte que deberías tener vergüenza en esa cara; probablemente estás criando unos hijos sin valores que cuando sean adultos serán tan buenos para nada como tú; y por último, se te considerará una lacra para la sociedad hasta nuevo aviso.

Seamos agradecidos. Cuando lo seamos, no nos fijaremos tanto en lo que nos falta, sino en lo que tenemos. Porque mucha gente, para hacer la diferencia en la construcción de un Puerto Rico, de un mundo mejor, lo único que necesitan es un trapo 'e bola. Para prueba, el siguiente video cortesía de Noticreo:








No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Publicar un comentario